CRM y Big Data – ¿Cómo mejorar la Base de Datos de nuestro CRM?

Gracias a la generación de soluciones y tecnologías que permiten automatizar procesos y analizar datos de una manera más minuciosa, el comercial dispone ahora de información altamente segmentada, organizada y clasificada, así como de mayor tiempo para desarrollar acciones más concretas y eficientes de venta. El CRM (Customer Relationship Management) es una metodología y un […]

Gracias a la generación de soluciones y tecnologías que permiten automatizar procesos y analizar datos de una manera más minuciosa, el comercial dispone ahora de información altamente segmentada, organizada y clasificada, así como de mayor tiempo para desarrollar acciones más concretas y eficientes de venta.

El CRM (Customer Relationship Management) es una metodología y un software específico que permite y ayuda a crear vínculos y tareas, así como conocer la etapa del customer journey en la que se encuentra un cliente, permitiendo entender al comercial cuáles son las acciones a desarrollar y el momento más propicio para ello.

Sin embargo, para sacarle el máximo provecho al CRM, es necesario contar con una base de datos limpia, actualizada y completa. De lo contrario, la herramienta quedará obsoleta, no cumplirá con su objetivo principal (ayudar al comercial a reducir tiempos y costes) y si hará que las funciones y actividades sean más difíciles de lo que ya eran.

Un buen CRM es una plataforma que permite una visión rápida y certera de las interacciones que un cliente ha tenido con la empresa de modo que se puede revisar la relación existente y las acciones realizadas en el día a día: llamadas, emails enviados, facturas, presupuestos, ciclo de vida…

El CRM es una de las herramientas básicas para cualquier equipo comercial, ya que aporta control, conocimiento, rapidez, agilidad, facilidad de uso y marca los tiempos de acción. Además, el CRM también ayuda al responsable comercial a analizar el comportamiento de las diferentes carteras, así como a tomar decisiones basadas en datos.

Un CRM debe aportar conocimiento de los clientes y/o prospectos, fase de vida dentro de la empresa, valor en términos monetarios… Todas estas métricas son importantes para entender el desarrollo de negocio.

A nivel interno de una empresa, el CRM funciona como nexo de unión y comunicación entre el departamento de marketing y el comercial. Por ello, el CRM es una parte fundamental en el funcionamiento y crecimiento de un negocio.

¿Su CRM no brinda datos históricos, comportamientos de compra, preferencias ni información demográfica? Puede que sea el momento de invertir en enriquecer y actualizar su base de datos, de no hacerlo, se podría ver reflejado en el rendimiento del equipo comercial.

Y… ¿Qué papel desempeña Kompass en todo esto?

Como se ha dicho anteriormente, la información es la base de toda acción, y si los comerciales no cuentan con datos de calidad, si tienen un CRM poco trabajado, y los pocos datos con los que cuentan están desactualizados, no se pueden esperar grandes resultados. Kompass cuentan con bases de datos enriquecidas y actualizadas a diario de manera local en más de 60 países.

Nuestras Bases de Datos y Soluciones de Inteligencia Comercial B2B son compatibles con cualquier CRM, lo que permite cargar la información automáticamente en la plataforma. Además de añadir información sobre  11 millones de empresas y más de 19 millones de dirigentes, podrá actualizar, corregir y enriquecer la información que ya tiene recolectada.

Con el enriquecimiento de CRM que Kompass le ofrece, tendrá la seguridad de estar proporcionando a su equipo de ventas la información y datos correctos para sus acciones de prospección y marketing.

Comentarios

Deja una respuesta

No hay comentarios